2009
12.10

La ruta de la seda

La intención de esta sección no es dar una explicación extensa de lo que es la ruta de la seda, en internet ya hay un montón de gente que ha hecho ya eso y no tiene mucho sentido repetirlo. Al final de la página os pongo los links que más me han gustado y los nombres de los mejores libros sobre el tema por si a alguien le apetece leer más.

Dos cosas sobre la ruta de la seda, una es que no es una ruta como tal, no es un camino que tiene un principio y un fin que está definido allá por donde pasa, la ruta de la seda fue en realidad un conjunto de caminos, una red comercial en la que se intercambiaban mercancías de un sitio a otro y que se bifurcaba constantemente para sortear el terreno y llegar a donde la mercancía era comprada.

Esta ruta fue cambiando y evolucionando durante siglos, su mayor detonante fue la Seda, un tejido totalmente fascinante y novedoso allí donde llegaba, pero no solo la seda viajaba, también viajaba gente, con ellos sus culturas, sus conocimientos, su tecnología, su religión. Una de las influencia más destacada de este movimiento de gentes fue la propagación el Budismo.

Así la ruta de la seda fue la primera autopista de la información que se conoce, el primer contacto real entre oriente y occidente, durante el viaje veré este cambio gradual pueblo por pueblo, frontera por frontera.

La otra cosa importante sobre la ruta de la seda es que los mercaderes no cruzaban de un lado a otro haciendo los miles de kilómetros si no que cada uno realizaba una pequeña parte del trayecto compraban en un sitio y vendían en otro que aunque estuviese a gran distancia era algo más razonable. Realizar la ruta entera hubiese supuesto mucho tiempo y esfuerzo, logisticamente en cada parte del camino los medios de transporte cambiaban para adaptarse a las condiciones, no es lo mismo cruzar un desierto a 40 grados que hacer un pase montañoso a 5000 metros de altura rodeados de nieve.

La ruta de la seda está llena de anécdotas y sorpresas, hay historiadores que dicen que uno de los grandes “vicios” del imperio romano en su decadencia fue la seda y que fue una de las razones que les llevó a la ruina, con su precio era elevadísimo  llegó a ser tan popular que hasta los pobres las llevaban.

En el otro extremo, china por su parte no dejaba de enriquecerse con el producto y una las distintas fases de construcción de la gran muralla están relacionadas con el estado del comercio de su precioso material.

Como antes decía, las religiones fueron y vinieron cambiando las formas de vida de los países en los que arraigaban, la ruta de la seda y lo que significaba fueron cambiando todo lo que la rodeaba.

Es muy interesante el hecho de que China guardase su secreto de la fabricación de la seda durante siglos, evidentemente para mantener su hegemonía. Sacar del país gusanos o capullos estaba totalmente prohibido y el secreto no salió hasta que unos gusanos fueron robados, de esta forma perdió parte del mercado y el poder económico. Por la misma época el transporte por mar cada vez era más rápido y seguro ya que en tierra los saqueadores asaltaban las caravanas que o bien llevaban preciadas mercancías o el dinero cobrado por ellas. Como detonante final los oasis del desierto que hacían posible aprovisionarse de agua y comida se fueron secando por recibir menos agua de las grandes cordilleras. Así la ruta se extinguió, pero no sin dejar su gran huella, por todo Eurasia hay restos de lo que fue, de lo que significó.

Esto es lo que este viaje intentará hacer ir por esa huella y explorar todo esos restos.

Como os decía al principio, aquí tenéis unos links para poder ver una historia más estructurada de lo que la ruta fue:

  • Alguna agencia que organiza viajes por los países de la ruta de la seda da buenas descripciones, una de ellas es Orexa.  
  •  Wikipedia da una explicación un poco enrevesada, pero como siempre bastante completa.      

Pero como escribir en internet es bastante fácil y no siempre es especialmente verídica, os paso algo de información impresa, que siempre ha recibido una revisión mas concienzuda: 

  • Revista Altair -Ruta de la seda Altair escoje un tema o pais en cada una de sus revistas y hace una revisión de todos los puntos de vista, no tiene absolutamente ningún desperdicion, lo recomiendo para cualqueir viaje.
  • The silk road(Frances Wood). Un completísimo libro que recorre las culturas, historias, países, resligiones y personajes de la ruta de la seda, el libro además tiene una documentación fotográfica excelente. Solo en inglés.
  • The Silk Roads(Paul Wilson) es más una guía de viaje con información práctica de lo que este hombre recorrió, una guía de viaje menos completa de lo habitual pero dada la magnitud del viaje es lo esperado, muy natura, me gustó.
  • Como algo más actual tenemos Extremes along the silk road  Este profesor de la universidad de Oxford se ha dedicado a ir a los sitios más extraños a lo largo de la ruta de la seda, te pone los pelos de punta y consigue apasionarte con el viaje a la vez meterte el miedo en el cuerpo, engancha.

6 comments so far

Add Your Comment
  1. Fernando, have a nice trip! I’m looking forward to seeing the pictures.

  2. Por favor…sigue colgando videos de esos…es el mejor ratito que paso en la oficina.

    Un besote, sigue disfrutando y cuidate ese catarro!!

    MUUUUUUUAK

  3. Vaya! ahora tengo que esperar al proximo año para ver el Acqua Alta!! yo que pensaba ir a Venecia en primavera!!!

    Gracias por mostrarnos los secretos del mundo a traves de tu ojos!!!! Es mejor que cualquier documental de la 2.
    Por cierto!!! quieres que llame a Callejeros viajeros???? :)

  4. Joeeeeer tiooo comoooo molasssss, esto si que es un realiti chou, que poqito te queda para empezar a comer cosas tipicas como lombrices, babosas , escarabajos y demas bichos que comen los chinos. Pero por ahora sigue engordando con tanta pizza y creppes.
    Un abrazo, cuidate

  5. Hola Fer, estoy echando un vistazo a tu página, es increíble! Las fotos alucinantes y con tus comentarios nos enteramos de todo. Un besazo y sigue disfrutando, reflexionando, descansando y viendo las maravillas del mundo.
    Hasta pronto,
    Luci